La Manga

La Manga

viernes, 6 de febrero de 2015

Quejigos de montaña de la Sierra de las Nieves

Llevo años viendo fotos impresionantes de los quejigos de montaña de la Sierra de las Nieves, así que ya era hora de ir a conocerlos, aprovechando la importante nevada de enero de ese año, el momento elegido para ir a verlos no podía ser mejor. El Quejigo de montaña, Quercus alpestris, es una especie cuya distribución se restringe a las Sierras de las Nieves y de Tolox, teniendo como característica principal la altitud a la que crece, es árbol de hoja marcescente, es decir que no pierde las hojas totalmente hasta que le salen las nuevas en primavera, no obstante la visión invernal que ofrecen es la de un árbol prácticamente de hoja caduca. El problema principal de esta especie es que la mayor parte de los ejemplares son ya muy viejos con escasa regeneración por lo que se han llevado a cabo distintas plantaciones. Más información en el siguiente enlace a la ficha de esta especie en el Libro Rojo de la Flora Vascular de España.


Cercanos al pozo de nieve de Tolox estos impresionantes ejemplares

El amigo Manuel Navarro, con el que coincidimos por allí acercándose a hacer fotos de estos árboles 

El hábitat de esta especie se sitúa entre 1600 y 1800 m sobre el nivel del mar, El Estrecho se ve al fondo 





El amigo Carlos Soto pasando junto a un Quejigo de montaña 

La cencellada es un fenómeno meteorológico que se produce por la acción del viento a temperaturas de -2 a -8 ºC que proporciona estampas tan impresionantes como esta, el ruido como de cristal roto que se produce al desprenderse el hielo de estos árboles también nos llamó la atención.

4 comentarios:

Trotones de Arcos dijo...

Impresionante estos quejigos de montaña, sobre todo la ultima imagen que te parece sentir el frío viento corriendo por la sierra.
Enhorabuena por el reportaje, saludos desde Arcos.

Manuel Sanchez Raposo dijo...

Segunda parte de tu entrada anterior, ultima foto preciosa

Selu dijo...

Muchas gracias por vuestros comentarios. Los quejigos con esos peines de hielo estaban de foto, imposible pasar por su lado y no pararse a contemplarlos y fotografiarlos.

EndoRádio Music&Video dijo...

Precioso e instructivo reportaje, con fotografías de muy alto nivel, la del ejemplo de cencellada impresionante. Buen trabajo Selu :-)